Región:
Mundo
Categoría:
Sociedad

El voluntario que ha hecho parar la vacuna de AstraZeneca sufre mielitis transversa

  • El voluntario que ha hecho parar la vacuna de AstraZeneca sufre mielitis transversa
    Los investigadores analizan si el paciente ha desarrollado el síndrome inflamatorio a consecuencia directa de la vacuna El voluntario que ha hecho parar la vacuna de AstraZeneca sufre mielitis transversa

Los investigadores analizan si el paciente ha desarrollado el síndrome inflamatorio a consecuencia directa de la vacuna

Según ha publicado The New York Times, tras consultar fuentes cercanas al proyecto de AstraZeneca, el participante que ha hecho parar los ensayos sería un voluntario afincado en Reino Unido que sufre una mielitis transversa, un síndrome inflamatorio que afecta a la médula espinal y que suele ser provocado por infecciones virales o una respuesta inmunológica.

Habrá que revisar el proyecto tras detectar la “enfermedad potencialmente inexplicable”

En la información del rotativo estadounidense se explica que por el momento no está claro si el paciente ha desarrollado la enfermedad a consecuencia directa de los efectos de la vacuna de Oxford, pero ante la duda se ha optado por hacer una revisión completa.

La farmacéutica por el momento rechaza hacer más comentarios sobre el asunto, más allá del comunicado donde hablan de “una enfermedad potencialmente inexplicable”, aunque esperan que el paciente se recupere lo antes posible.

Esta posible vacuna contra el coronavirus, considerada una de las más avanzadas que se desarrollan en todo el mundo, estaba en las fases finales de los ensayos clínicos antes de recibir la autorización de los organismos reguladores para proceder a inmunizar a la población. La Unión Europea y España ya habían conseguido acuerdo para adquirir millones de dosis en caso de que fuera efectiva.

El ministro británico de Sanidad, Matt Hancock, ha asegurado a la cadena SkyNews que esta interrupción no es un revés, ya que es algo normal en los ensayos clínicos . Recuerda que la vacuna de Oxford ya tuvo que pausarse antes del verano y que eso se resolvió sin problemas.