Región:
Europa
Categoría:
Política

El nuevo primer ministro francés Jean Castex toma el mando

  • El nuevo primer ministro francés Castex toma el mando
    "La crisis sanitaria lamentablemente no ha terminado", dijo Castex El nuevo primer ministro francés Castex toma el mando
Región:
Europa
Categoría:
Política
Autor/es:
Por France 24, Reuters, AFP
Fecha de publicación:
Imprimir artículo

El nuevo primer ministro de Francia, Jean Castex, advirtió el viernes que la pandemia de coronavirus no había terminado.  "La crisis sanitaria lamentablemente no ha terminado (...) La crisis económica y social, ya está aquí", agregó el flamante premier, quien instó a "reunir a la nación" para hacer frente a esta situación.

"La crisis económica ya está aquí", dijo Castex, elogiando al primer ministro saliente, Édouard Philippe, fuera de la residencia del primer ministro oficial. Macron nombró a Castex más temprano el viernes para lanzar una nueva fase de su presidencia.

"Por lo tanto, las prioridades tendrán que evolucionar, las formas de trabajo tendrán que adaptarse. Tendremos que unir a la nación para luchar contra la crisis que está surgiendo".

Castex también dijo que continuaría con las reformas estructurales emprendidas por Philippe.

El presidente francés, Emmanuel Macron, optó por la continuidad al designar este viernes como nuevo primer ministro a Jean Castex, un tecnócrata conservador que guarda evidentes similitudes con su antecesor, Édouard Philippe.

Macron ha insistido mucho en que desea "un nuevo camino" para los últimos dos años de su mandato, una senda que pase por acercarse al ecologismo y por combatir los efectos sociales que traerá la crisis del coronavirus, pero el nombramiento de Castex abunda en su búsqueda de referentes ente la derecha moderada.

Ante una pequeña multitud afuera de la residencia, el ex primer ministro dijo que estaba "muy feliz" de "pasar la antorcha" a Castex, a quien describió como teniendo la "mente abierta" y la "mano firme" que cree que Francia necesita.

El sucesor de Édouard Philippe, de 55 años, fue secretario general adjunto del Elíseo bajo la presidencia de Nicolas Sarkozy y ejercía como alcalde desde 2008 de la localidad pirenaica de Prades cuando le llamaron para organizar la vuelta progresiva de Francia a la normalidad tras la crisis del coronavirus.

En ese pequeño municipio de la Cataluña francesa, a unos 20 kilómetros de la frontera española, fue reelegido el pasado 15 de marzo, en la primera vuelta de las elecciones municipales, con más del 75 % de los votos.

Pero hasta ese 2 de abril en el que fue reclamado por Philippe, este "servidor del Estado", tal y como le gusta definirse, era prácticamente un desconocido en el país que superó con éxito una tarea en la que orquestó desde la vuelta a clase hasta la apertura de comercios y restaurantes.

Defensor de una desescalada progresiva
Castex, nativo de Gers, cerca de Toulouse, fue partidario de un enfoque global y progresivo que combinara la necesaria reactivación de la economía con las exigencias sanitarias requeridas para evitar la expansión de la pandemia, que en Francia se ha cobrado ya más de 29.800 vidas.

Su gestión de la desescalada le acercó a Macron, que ahora confía en él para dar un giro social y ecológico a su política de cara a las presidenciales de 2022.

Castex conoce bien los asuntos sociales: fue director de Hospitalización y Organización de Cuidados en el Ministerio de Sanidad de 2005 a 2006 y director de gabinete del ahora exministro Xavier Bertrand, primero en el Ministerio de Sanidad (2006-2007) y luego en el de Trabajo (2007-2008).

Como otros altos cargos del país, estudió en la prestigiosa Escuela Nacional de la Administración (ENA), vivero de las élites nacionales al que llegó tras pasar por la parisina Universidad de Sciences Po.