Región:
Europa
Categoría:
Política

Boris Johnson presentó el plan de diez puntos para una revolución industrial verde en el Reino Unido

  •  Boris Johnson anuncia plan verde de 10 puntos que incluyen la creación de  250.000 puestos de trabajo
      El plan se presenta al tiempo que el Reino Unido se prepara para ser coanfitrión de la Cumbre de Ambición Climática el 12 de diciembre y la COP26 el próximo año. Boris Johnson anuncia plan verde de 10 puntos que incluyen la creación de 250.000 puestos de trabajo

El Gobierno del Reino Unido ha movilizado 12.000 millones de libras esterlinas para el plan de diez puntos, que generará hasta 250.000 puestos de trabajo.

 

El Primer Ministro Boris Johnson presentó un ambicioso plan de diez puntos para una revolución industrial verde que permitirá al Reino Unido seguir adelante en el objetivo de erradicar para 2050 su contribución al cambio climático.

El plan, que abarca energía limpia, transporte, naturaleza y tecnologías innovadoras, generará además hasta 250.000 puestos de trabajo. Este anuncio se produce en tanto el Primer Ministro intensifica el rol de liderazgo del Reino Unido sobre el cambio climático antes de ser coanfitrión de la Cumbre de Ambición Climática el 12 de diciembre y la COP26 en Glasgow el próximo año.

El plan movilizará más de 12.000 millones de libras en inversión gubernamental y tiene como objetivo estimular tres veces más inversión del sector privado para 2030, con el fin de construir los empleos e industrias verdes del futuro en el Reino Unido y en todo el mundo.

 

Los diez puntos, que se basan en las fortalezas del Reino Unido, son:

 

1. Energía eólica marina: Producir suficiente energía eólica marina para alimentar cada hogar, cuadriplicando la producción del Reino Unido a 40 GW para 2030.

2. Hidrógeno: Con el objetivo de generar para 2030 5 GW de capacidad de producción de hidrógeno bajo en carbono destinado a la industria, el transporte, la energía y los hogares, desarrollando la primera ciudad impulsada íntegramente por hidrógeno a fines de la década.

3. Nuclear: Promover la energía nuclear como fuente de energía limpia, a través de la energía nuclear a gran escala y desarrollar la próxima generación de reactores pequeños y avanzados.

4. Vehículos eléctricos: Poner fin a la venta de nuevos automóviles y camionetas de nafta y diésel para 2030, diez años antes de lo planeado, a los que les seguirían los automóviles híbridos en 2035, y transformar la infraestructura del Reino Unido para proveer asistencia a los vehículos eléctricos. Esto pondrá al Reino Unido en camino de ser el primer país del G7 en descarbonizar el transporte por ruta.

5. Transporte público, uso de bicicleta y peatonización: Hacer que la bicicleta y las rutas a pie se conviertan en opciones más atractivas de traslado, así como invertir en el transporte público de cero emisiones del futuro.

6. Jet Zero y un transporte marítimo más ecológico: Apoyo a las industrias difíciles de descarbonizar para que se vuelvan más ecológicas a través de proyectos de investigación para aviones y barcos de cero emisiones.

7. Hogares y edificios públicos: Hacer que los hogares, las escuelas y los hospitales sean más ecológicos, cuenten con temperaturas más cálidas y sean energéticamente eficientes, creando 50.000 puestos de trabajo para 2030 y con el objetivo de instalar 600.000 bombas térmicas cada año para 2028.

8. Captación de carbono: Convertirse en líder mundial en tecnología para captar y almacenar emisiones nocivas lejos de la atmósfera, con el objetivo de eliminar 10 toneladas métricas de dióxido de carbono para 2030.

9. Naturaleza: Protección y restauración del medio ambiente, incluyendo la reforestación de 30.000 hectáreas cada año.

10. Innovación y financiamiento: Desarrollo de las tecnologías de vanguardia necesarias para alcanzar estas nuevas ambiciones energéticas.

 

El Primer Ministro Boris Johnson dijo:

 “Aunque este año ha tomado un camino muy diferente al que esperábamos, el Reino Unido está mirando hacia el futuro y aprovechando la oportunidad para reconstruir de forma más ecológica.

 

“La recuperación de nuestro planeta y de nuestras economías puede y debe ir de la mano. Con miras a la cumbre climática COP26 el próximo año, estoy presentando un ambicioso plan para una revolución industrial verde que transformará la forma en que vivimos en el Reino Unido.

 

“Este es un desafío global compartido: todos los países del mundo deben tomar medidas con el fin de asegurar el futuro del planeta para nuestras hijas e hijos, nietos y generaciones venideras.”

 

El Primer Ministro ha anunciado hoy una nueva y significativa inversión para cumplir con el plan, que incluye:

 

Captación de carbono:  Para revitalizar los lugares de origen de la primera revolución industrial, el Reino Unido estará a la vanguardia mundial de la tecnología de captación, uso y almacenamiento de carbono, beneficiando a las regiones con industrias que son particularmente difíciles de descarbonizar.

 

Un extra de 200 millones de libras en nuevos fondos para crear dos clusters de captura de carbono a mediados de la década de 2020, junto con otros dos que se construirán para 2030. Esto aumenta el total invertido a 1.000 millones de libras.

 

Hidrógeno: Hasta 500 millones de libras, incluyendo hogares de prueba que usan hidrógeno para calefacción y preparación de alimentos, comenzando con un barrio de hidrógeno en 2023, pasando a una aldea de hidrógeno para 2025, con el objetivo de una ciudad de hidrógeno, equivalente a decenas de miles de hogares, antes del final de la década.

 

Nuclear: 525 millones de libras para ayudar a desarrollar plantas nucleares de pequeña y gran escala, así como investigación y desarrollo de nuevos reactores modulares avanzados.

 

Vehículos eléctricos: Tras una amplia consulta con los fabricantes y vendedores de automóviles, el Primer Ministro ha confirmado que el Reino Unido pondrá fin a la venta de nuevos coches y camionetas de nafta y diésel para 2030, diez años antes de lo previsto, en tanto los autos híbridos continuarán hasta 2035 sujetos a normas estrictas sobre cero emisiones, transformando esta gran industria británica en un futuro verde y sostenible.

 

La industria del automóvil del Reino Unido ya fabrica una proporción significativa de los vehículos eléctricos en Europa, incluyendo uno de los modelos más populares del mundo.

 

Para apoyar esta aceleración, el Primer Ministro ha anunciado:

 

• 1.300 millones de libras para acelerar el despliegue de puntos de recarga para vehículos eléctricos en hogares, calles y autopistas de Inglaterra, de modo que las personas puedan recargar sus coches de forma más fácil y cómoda.

• 582 millones de libras en subvenciones para quienes compren vehículos de emisión cero o ultrabajas para hacerlos más baratos e incentivar a más personas a la transición.

• Casi 500 millones de libras que se invertirán en los próximos cuatro años para el desarrollo y la producción a gran escala de baterías para vehículos eléctricos.

 

Hogares y edificios públicos: Mil millones de libras el próximo año para hacer que los hogares y edificios públicos sean más eficientes y cómodos, extender el programa de vales de subvención para hogares verdes por un año y hacer que los edificios del sector público sean más ecológicos, reduciendo los recibos de hospitales y escuelas, como parte del Plan de Descarbonización del Sector Público.

 

Espacio marítimo más ecológico: 20 millones de libras destinados a un concurso para desarrollar tecnología marítima limpia, como estudios de viabilidad en sitios clave, incluyendo Orkney y Teesside.

 

Esto marca el comienzo del camino del Reino Unido hacia las cero emisiones, con más planes de reducción en tanto se crean empleos durante los próximos doce meses en el período previo a la cumbre climática internacional COP26 en Glasgow el próximo año.