Región:
México
Categoría:
Turismo

Hidalgo: donde se conjugan las bellezas naturales y la cultura de México

Sus casas, de coloridos muros y con techos colorados, conservan la arquitectura tradicional de los pueblos de la región y transportan al México antiguo y el apacible transcurrir de sus días

En el espacio dedicado al turismo de México durante la Fit 2015 de Buenos Aires, Hidalgo ha tenido un lugar muy destacado.
Allí dialogamos con el profesor Roberto Pedraza Martínez, Secretario de Turismo y Cultura de la región.
Es un estado lleno de bellezas naturales, culturales y gastronómicas en el que se respira amor por sus tradiciones y orgullo de ser hidalguense. Es uno de los 31 estados pertenecientes a la República Mexicana, ubicado al centro del país colindando con los estados de México, Tlaxcala, Puebla, Veracruz, San Luis Potosí y Querétaro, conjugando una gran variedad de climas que lo hace único. El estado de Hidalgo ofrece una gran gama de contrastes que a los ojos de nacionales y extranjeros son dignos de admirar; es por ello, que hablar de zonas arqueológicas, templos y conventos, haciendas, museos, artesanías, parque nacionales para practicar turismo de aventura y Ecoturismo, pueblos mágicos, aguas termales y su gastronomía prehispánica es solo una probadita de las excelentes opciones que podemos encontrar.

Son seis los corredores turísticos que tiene Hidalgo para ofrecerle el mejor de los recorridos: el de la Montaña con sus pueblos mágicos; el de los Cuatro Elementos, con sus actividades en aire, tierra, agua y fuego; el de Balnearios, conformado por manantiales de aguas termales, desafiantes y caprichosas; el Tolteca, con los vestigios de las grandes civilizaciones de la época prehispánica; el de la Sierra Huasteca, con impresionantes paisajes, deliciosa gastronomía, interesante artesanía y la alegre música; y el de las Haciendas en la Altiplanicie Pulquera con imponentes y majestuosas haciendas de los siglos XVIII y XIX.

En Tula se encuentra la zona Arqueológica más importante de la Cultura Tolteca; las ruinas de la Gran Ciudad de “Tollan” que vivió su máximo esplendor entre los años 900 y 1050 d.C. Esta metrópoli se destacó por su cultura y dedicación a las artes. Aquí se observa el majestuoso templo de Tlahuizcalpantecutli que simboliza el triunfo de la luz sobre la oscuridad.

En la entidad se distinguen tres zonas climáticas: zona de climas cálidos y semicálidos de la Huasteca Hidalguense; zona de climas templados de la Sierra Madre Oriental y Eje Neovolcánico y zona de climas secos y semisecos de la Sierra Madre Oriental y Eje Neovolcánico.