Región:
Mundo
Categoría:
Política

Principales puntos del acuerdo con Irán sobre su programa nuclear

El acuerdo histórico acerca del programa de desarrollo nuclear celebrado entre Irán y las cinco potencias más la UE podría enfrenta dificultades para su implementación, pero eso no evitó que la diplomacia del mundo no viera con beneplácito el resultado.

El acuerdo histórico acerca del programa de desarrollo nuclear iraní aún tiene desafíos para su implementación por parte de Teherán. Irán y las cinco potencias, +uno, llegaron a un acuerdo en el que se hace un llamado a Teherán a limitar su programa nuclear por 15 años a cambio de levantar las sanciones económicas. El presidente iraní, Hassan Rouhani, y su homólogo estadounidense, Barack Obama, subrayaron la importancia del acuerdo.

Si bien llegar al acuerdo, que llevó casi dos años de trabajo, significó una jordana de júbilo por gran parte de las naciones del mundo hubo una que no lo tomo con agrado. Se trata de Israel quien se consideraba uno de los principales aliados de Estados Unidos, su premier, Benjamín Netanyahu, se refirió como “un error histórico” al acuerdo firmado. El mandatario iraní, por su parte, lo recibió con beneplácito y lo calificó de un acuerdo mutuamente beneficioso, desde Washintong Obama, por su parte, afirmó que el acuerdo demuestra que la diplomacia estadounidense puede traer cambios significativos que hagan del mundo un lugar más seguro y agradeció a las partes que intervinieron "Los mediadores internacionales no habrían sido capaces de llegar a un acuerdo con Irán sobre su programa nuclear, de no haber sido por la participación de Rusia en las conversaciones". Ahora, el acuerdo debe ser aprobado por los parlamentos de los países involucrados. El líder del Organismo Internacional de Energía Atómica, Yukiya Amano, declaró en Viena que su organización está lista para llevar a cabo la vigilancia y la verificación de actividades que sean necesarias, así como aclarar las cuestiones relevantes.

Mientras se debate la letra chica damos un vistazo a los principales puntos del acuerdo:

—ENRIQUECIMIENTO: Irán reducirá el número de centrifugadoras para enriquecer uranio de sus casi 20.000 a 6.104, y reducirá las operativas de unas 10.000 a casi la mitad. Estos límites estarán en vigor durante 10 años, y después se suavizarán gradualmente los tres siguientes. Teherán se compromete también a utilizar solo los modelos actuales, en lugar de las centrifugadoras más avanzadas que quería instalar. Estos aparatos hacen girar el uranio para obtener distintas concentraciones que permiten lograr combustible de reactores o la fisión del núcleo para un arma nuclear.

—RESERVAS: Irán se ha deshecho ya de sus reservas de uranio que fue enriquecido en un paso hacia la creación de material para armas. Ahora está comprometido a rebajar su remanente — uranio menos enriquecido que es más difícil utilizar en armas nucleares — de unas cinco toneladas a 300 kilos (menos de 700 libras) durante 15 años. Funcionarios de Estados Unidos dijeron que a este nivel, Irán tardará al menos un año en enriquecer uranio suficiente para un arma nuclear.

—INSTALACIONES SUBTERRANEAS: Irán se comprometió a convertir su planta de enriquecimiento Fordo — excavada en la ladera de una montaña y pensada para resistir ataques aéreos — en un centro de investigación. Las instalaciones siguen albergando centrifugadoras pero fabricaran isótopos médicos en lugar de enriquecer uranio, y habrá menos de una decena con respecto a las que acogía originalmente.

—TRANSPARENCIA: Irán dará a la agencia nuclear de Naciones Unidas un mayor acceso a su programa nuclear. Si el ente identifica un lugar sospechoso, una comisión de arbitraje de mayoría occidental decidirá si Teherán tiene que dar acceso a la agencia en un plazo de 24 días. Todos los sitios, incluyendo los militares, podrían ser inspeccionados si la agencia tiene pruebas solidas de actividad nuclear no declarada.

—REACTORES Y REPROCESAMIENTO: Irán debe rediseñar su reactor de Arak, casi construido, para que no pueda producir plutonio para armas nucleares.

—SANCIONES: Todas las sanciones de Estados Unidos y la Unión Europea relacionadas con el tema nuclear quedarán suspendidas luego de que expertos hayan verificado que Irán está cumpliendo con sus compromisos. Si en cualquier momento Teherán no responde a sus obligaciones, se supone que esas sanciones volverían a entrar en vigor. El embargo de armas seguirá en pie durante cinco años y las restricciones sobre programas de misiles balísticos iraníes durante ocho. Irán obtendrá algún acceso a tecnologías sensibles que ahora le están vetadas.