Región:
Europa
Categoría:
Política

Triunfo de Alexis Tsipras líder de la izquierda radical en Grecia

Los socios europeos estás preocupados por las intenciones del partido de desafiar los programas de austeridad impuestos por Bruselas

Alexis Tsipras, líder de Syriza, partido radical de izquierda contrario al ajuste, prestó juramento hoy como el primer ministro número 186 de Grecia para encabezar un gobierno de coalición tras ganar las elecciones nacionales del domingo.

El líder de Syriza de 40 años de edad visitó al presidente Karolos Papoulias y le informó de manera formal que logró una mayoría parlamentaria tras alcanzar un acuerdo para formar un gobierno de coalición con el partido de derecha Griegos Independientes (ANEL).

Juntos, Syriza y ANEL contarán con 162 escaños de la próxima asamblea de 300 miembros.

UN SIMBOLO DE CAMBIO

A menudo retratado en los medios como un símbolo de juventud y cambio en la política griega, Tsipras dirigió a Syriza para ganar el 36,3 por ciento de los votos frente al 27,8 por cientos del partido conservador Nueva Democracia del ex primer ministro Antonis Samaras.

Syriza quedó ligeramente por debajo del margen necesario para una mayoría parlamentaria clara al obtener 149 de los 300 escaños del Parlamento. ANEL obtuvo el 4,7 por ciento de los votos y 13 escaños.

El líder de Syriza no prestó el tradicional juramento religioso que los primeros ministros nombrados prestaron en el pasado, con lo que rompió con una tradición de décadas en el Estado griego, en una señal de que han comenzado algunos cambios en el país.

En otro gesto simbólico antes de llegar a la oficina del primer ministro para asumir de manera formal el puesto, Tsipras visitó el Monumento Conmemorativo a la Resistencia Nacional para rendir homenaje a las personas ejecutadas por las fuerzas nazis durante la Segunda Guerra Mundial.

La popularidad de su partido antiausteridad se elevó en los últimos tres años debido a que las medidas de austeridad, los recortes y los impuestos introducidos para abordar la crisis de la deuda han dejado a la economía griega en peor estado a los ojos del público.

"NO MAS AUSTERIDAD DOLOROSA"

Tsipras y Syriza siempre se opusieron al plan de recuperación financiera promovido por los prestamistas internacionales: la Comisión Europea, el Banco Central Europeo y el Fondo Monetario Internacional.

Tsipras, quien viste de manera informal y nunca usa corbata, ha enfatizado a menudo que Syriza no quiere el colapso, sino el rescate del euro.

En sus primeras declaraciones tras ganar las elecciones del domingo, Tsipras aseguró que no habrá enfrentamiento ni el riesgo de un cese de pagos de Grecia o de su salida de la eurozona, sino más bien un acuerdo de beneficio mutuo sobre el manejo de la deuda griega.

Syriza planea renegociar el rescate de Grecia, revertir la tasa de desempleo sin precedentes, reestructurar la deuda soberana para hacerla sostenible e implementar medidas con el fin de restablecer el crecimiento económico, resaltó Tsipras.

El argumento ha ganado algo de apoyo por parte de destacados economistas e intelectuales de Europa. Falta ver si los líderes de la Unión Europea alcanzan o no un acuerdo con el nuevo gobierno griego.