Región:
América
Categoría:
Mujer

Miss Venezuela vive en una favela y desea cambios en su país

  • Isabella Rodríguez, la Miss Venezuela que vive en una favela y desea cambios en su país
    Isabella protestó en las calles de Caracas el pasado 23 de enero, como otros cientos de miles de ciudadanos, en contra de la crisis económica Isabella Rodríguez, la Miss Venezuela que vive en una favela y desea cambios en su país

Isabella Rodríguez protestó en las calles de Caracas el pasado 23 de enero, como cientos de miles de ciudadanos, en contra de la crisis económica, la misma que la hizo separarse de sus dos hermanos que partieron en búsqueda de mejores oportunidades

La actual Miss Venezuela, Isabella Rodríguez, desea que las cosas mejoren en su país. Su esperanza está intacta pese a haber sido asaltada con arma de fuego, tener que sortear la escasez de alimentos y tras haber despedido entre lágrimas a dos hermanos que huyeron de la crisis económica.

Como pocas veces ocurre, la representante de la belleza del país que más valora este aspecto es un exacto reflejo de la realidad nacional y desde la favela en la que siempre ha vivido, 60 escalones más cerca del cielo, la morena de 25 años habló sobre cómo pretende que la corona impacte positivamente en su comunidad.

Con la misma pasión que habla sobre su barrio lo hace sobre su espiritualidad y aprovechando esa dualidad prevé retribuir algo a sus vecinos, especialmente a las niñas, a través de la labor social obligatoria que debe hacer como reina y que en su caso incluirá asesoramientos y conferencias sobre “empoderamiento” femenino.

Isabella protestó en las calles de Caracas el pasado 23 de enero, como otros cientos de miles de ciudadanos, en contra de la crisis económica, la misma que la hizo separarse de sus dos hermanos que partieron hacia Perú en búsqueda de mejores oportunidades igual que millones de venezolanos en los últimos años.

"Quiero estar en un país con seguridad (...) porque también tengo derecho a una alimentación normal, derecho a vivir en paz", sostiene y cree que como ella miles de personas, sobre todo en zonas pobres, comparten el mismo anhelo y están dispuestos a trabajar por el bien común.

EFE