Región:
Argentina
Categoría:
Personajes
Article type:
Enfoques

Gerard Depardieu se lució en el Colón con Cyrano de Bergerac

Vino a hacer lo que mejor hace: actuar. Los espectadores que fueron al Colon, por cierto, no muchos, vieron a Gerard Depardieu entregando todo

El actor francés Gerard Depardieu se presentó en Buenos Aires. Envuelto en una clara polémica tal cual a él le gusta, llegó al país procedente de Perú y se lo esperaba para que siguiera con las declaraciones polémicas “la televisión argentina es una basura y es pornográfica” en medio de ese marco arribo a Buenos Aires para presentarse dos veces en el teatro Colon y una master class en la usina del arte.

Depardieu no defraudó, vino a hacer lo que mejor hace: actuar. Los espectadores que fueron al Colon, por cierto, no muchos, vieron al francés entregando todo. La performance está basada en Cyrano de Bergerac tal vez su actuación más lograda. Su paseo por el principal teatro lírico fue descomunal: actuó, cantó y bailó. La presentación termina con el recitado del poema Insomnio de Borges.

Depardieu es polémico, siempre fue así. Suele presentarse en los eventos sobrio o ebrio, no le importa. En plena conferencia de prensa en Argentina no tuvo empacho en fumar a pesar de estar prohibido. Su disputa con el gobierno francés por la presión impositiva hizo que primero se fuera a vivir a Bélgica y luego enojado por las reacciones de sus connacionales los desafió y se transformó en ciudadano ruso. Gerard es así.

El efecto de la desastrosa presentación de Al Pacino en el Colon también la quiso capitalizar “yo no he venido a hacer el bodrio de al Pacino” dijo ni bien piso suelo porteño. Dando un claro mensaje de que vino a trabajar y no solo a sacarse fotos con celebrities.

Gerard Depardieu actuó en casi 180 películas y series, una enormidad. Al margen de Cyrano de Bergerac de 1990, hizo de Danton, de Jean Valjean y de Dartagnan. Además, como actor cómico se destacó en El placard y Ruby and Quentin logrando una pareja sin igual con jean Reno.

Larga vida al inmenso Gerard, con sus polémicas, sus modos y con sus actuaciones.