Región:
Asia
Categoría:
Sociedad
Article type:
Enfoques

40 Aniversario del Fin de la Guerra de Vietnam

Región:
Asia
Categoría:
Sociedad
Article type:
Enfoques
Autor/es:
Por
Fecha de publicación:
Imprimir artículo

Vietnam pudo renacer de estas cenizas. Actualmente, iniciado el nuevo siglo Vietnam se ha incorporado como miembro pleno de la Asociación de Nacional del Sudeste Asiático, y de hecho es la economía más pujante en la región del Sudeste Asiático

El 30 de abril de 1975 se dio por terminada la Guerra de Vietnam. En próximo días se está conmemorando el 40 aniversario del fin de la gesta heroica del pueblo vietnamita por la lucha de su libertad y la defensa de su soberanía.

Según el relato histórico, la Guerra de Vietnam comenzó con el incidente del Golfo de Tonkín, en el cual se planteó que embarcaciones vietnamitas atacaron al destructor USS Maddox. A partir del esto el Presidente Lyndon Johnson pudo gestionar la autorización por parte del Congreso de los Estados Unidos para el envío y uso de fuerzas militares estadounidenses en Vietnam para luchar contra la supuesta agresión comunista.

Ahora bien, en realidad, la guerra de Vietnam, también conocida como la Segunda Guerra de Indochina, fue solo una nueva fase caliente de la larga historia de conflicto que atravesó durante más de 30 años a la península Indochina. De hecho las causas del inicio de la Guerra de Vietnam deben buscarse en la Primera Guerra de Vietnam, aquel conflicto que comenzó hacia fines del año 1946 entre el pueblo vietnamita que pujaba por el reconocimiento de su independencia y el imperio francés que intentaba reimponer su autoridad colonial sobre aquel. Este conflicto termina con la victoria vietnamita en la Batalla de Dien Bien Phu en mayo de 1954 y las consecuentes negociaciones de paz de Ginebra en julio de ese mismo año. Fue en estos acuerdos que se establece la división transitoria del territorio vietnamita por el paralelo 17 dando lugar a una Vietnam del Norte (o República Democrática de Vietnam) y una Vietnam del Sur (República de Vietnam). División transitoria que se convierte en una división de hecho durante más de 20 años por la negativa de los Estados Unidos de firmar y ratificar los acuerdos llegado en Ginebra.

Casi 20 años después de las negociaciones de Ginebra, Estados Unidos se vio obligado por el peso de la realidad a volverse a sentar en las mesa de negociación ahora en París para encontrar una salida diplomática a este conflicto. Así se firman los acuerdos de paz de Paris en enero de 1973. Estados Unidos firma esta acta de defunción debido principalmente a su falta de visión en el tratamiento holístico de la situación de Vietnam, no entendiendo solo pugnando por una solución militar, pero relegando la solución diplomática y descuidando el apoyo popular. La operación Tet y la masacre de My Lai de 1968 mostraron a los líderes estadounidenses no sólo la voluntad inclaudicable del pueblo vietnamita sino también la pérdida propia de apoyo popular. Así con el acercamiento entre Estados Unidos y la República Popular de China en los años 1971-1972 mientras estaban teniendo lugar las negociaciones de paz entre Estados Unidos y Vietnam, pero fundamentalmente con la crisis del petróleo de fines de 1973 el sostenimiento de las fuerzas estadounidenses en territorios vietnamitas se planteaba inviable. No obstante la guerra continuó algunos años más ya que estos acuerdos implicaron el fin de la presencia militar estadounidense, pero no de su asistencia financiera y logística a las fuerzas survietnamitas. Fue en este marco que Estados Unidos se retira de Vietnam, como también de gran parte de la región del Asia Oriental. Para mediados de la década la asistencia financiera a varios de los gobiernos militares de la región se reduce drásticamente. Y en 1977 se desarma la Organización del Tratado del Sudeste Asiático, organización de defensa colectiva creada a fines en 1954 luego del fin de la Primera Guerra de Indochina.

Con la victoria de las fuerzas norvietnamita termina la incidencia y la injerencia estadounidense en los asuntos del pueblo vietnamita y finalmente se puede lograr la reunificación del país y del pueblo en un solo Vietnam. Finalizada la guerra y reunificado el país, el nuevo estado de la República Socialista de Vietnam pudo empezar con la reconstrucción y enfrentarse a la terrible herencia de la guerra. Aproximadamente más de 8 millones de toneladas de bombas fueron lanzadas durante el enfrentamiento, junto a otros tantos millones de explosivos terrestres. Cerca de 75 millones de litros de herbicidas y defoliantes químicos, como el Agente Naranja y el Agente Azul, fueron rociados sobre el territorio vietnamita. Se calcula que hubo alrededor de 3 a 5 millones de muertes militares como civiles directas e indirectas por los resultados de la guerra, casi 4 millones de personas inválidas o enfermas por los explosivos y químicos utilizados. Se estima que más del 25% del territorio vietnamita fue afectado por los explosivos y contaminado por los químicos, con la consecuente destrucción de infraestructuras, arrozales y bosques.

No obstante, Vietnam pudo renacer de estas cenizas. Desde la implementación de las reformas Doi Moi a mediados de las década de 1980, inició uno de los procesos de crecimiento y desarrollo económico más duraderos de la historia reciente, con tasas de crecimiento del 6-9% anual. Actualmente, iniciado el nuevo siglo Vietnam se ha incorporado como miembro pleno de la Asociación de Nacional del Sudeste Asiático, y de hecho es la economía más pujante en la región del Sudeste Asiático.

Como una nota final, bien vale mencionar que en esta lucha el pueblo de Vietnam no estuvo solo. Entre los apoyos recibidos internacionalmente, se encuentra el del estado y pueblo argentino. El Estado Argentino estableció relaciones diplomáticas con Vietnam antes del fin de la guerra. Durante la presidencia de Arturo Frondizi (mayo 1958-marzo 1962) Argentina estableció relaciones diplomáticas con Vietnam del Sur el 19 de septiembre de 1959. Pero la misma fueron reformuladas durante la presidente de Héctor Campora (mayo-julio 1973). Y durante la tercera presidencia de Juan Domingo Perón (octubre 1973-julio 1974) se descontinuaron las anteriores y se establecieron relaciones diplomáticas con la República Democrática de Vietnam el 15 de octubre de 1973, en expresión de su Tercera Posición. Argentina fue uno de los primeros países en Latinoamérica en reconocer al nuevo estado, no en 1975 finalizado el enfrentamiento bélico, sino inmediatamente después de la firma de los acuerdos de Paris.

El Estado Argentino no fue ajeno a los acontecimientos que estaban teniendo lugar en Vietnam, sensible por sobre todo de las necesidades del pueblo vietnamita de alimentos y medicamentos. En el mes de abril de 1968 envió 20.000 dosis de vacunas anti-coléricas a Vietnam del Sur para la atención de la población de áreas afectadas por la guerra. Y al mes siguiente envió 5.000 toneladas de trigo. Varias agrupaciones políticas, dentro de la cual destaca el Partido Comunista, tuvieron una activa participación. En el lazo de hermandad entre el Partido Comunista de Argentina y de Vietnam, que se retrotrae a la amistad forjada entre Miguel Contreras y Ho Chi Minh durante el V Congreso de la Internacional Socialista celebrado en Moscú en 1924, dirigentes del partido visitaron Vietnam del Norte para tener una visión no sesgada de los acontecimientos de la guerra. También participaron en campañas solidarias con el pueblo vietnamita.

Y la sociedad Argentina también fue sensible a los acontecimientos de aquella región. En 1965 se crea el Movimiento Argentino de Ayuda al Vietnam (MAVIET), que llevó adelante una labor solidaria, en lo moral y lo material, con la gesta heroica del pueblo vietnamita. Este fue reciclado luego en 1967 en el Movimiento de Solidaridad Argentina con Vietnam (SAV), que vino a coordinar y centralizar distintas iniciativas en diversas ciudades del país (Cap. Fed., Buenos Aires, Santa Fé, Córdoba, Mendoza). Entre estas iniciativas se realizó una serie de publicaciones difundiendo los acontecimientos de la guerra. También organizó colectas para donaciones de medicamentos. En el año 1968 recaudaron 12 millones de pesos y se enviaron 208 kilos de medicamentos, principalmente quinina. En el año 1970-71 se recaudaron 19 millones de pesos y se envió más de una tonelada de quinina. Los medicamentos eran entregados por medio de la intermediación de la Cruz Roja Internacional. También presionó al gobierno para descontinuar las relaciones con Vietnam del Sur, e incluso envió un petitorio con 67.517 adhesiones a la embajada de Estados Unidos en Buenos Aires para ser entregado al presidente Nixon reclamando el fin de la guerra.