Región:
Mundo
Categoría:
Tecnología
Article type:
Informados

Crónica de un viaje al espacio: De la Guerra Fría a Rosetta

La misión Rosetta, en honor a la estela egipcia que facilitó la clave para el entendimiento de los jeroglíficos, aterrizó sobre el cometa 67P/Churiúmov-Guerasimenko para liberar a Philae, un módulo que recolectó información del Sistema solar

Einstein dijo "la imaginación puede llevarte donde sea", una mezcla de imaginario ilimitado y la explotación de la atroz capacidad de un ser humano para imponerse ante otro llevó al hombre al espacio en el marco de la Guerra Fría. El hombre nunca más alunizó pero una sonda espacial fue capaz de aterrizar sobre un cometa, Rosetta protagonista de la nueva era espacial.

Los recónditos de la vida y el universo comenzaban a disputarse entre Estados Unidos y la ex Unión Soviética, potencias que desplegaban su poderío acrecentando un espiral armamentístico que finalizó con la Crisis de los misiles en Cuba, en Octubre de 1962, llevando al mundo al borde de una guerra nuclear. A la par la ciencia ficción se volvía realidad y el hombre salía de la tierra para dar un gran paso que nuca más repetiría. Al igual que una carrera de caballos, cabeza a cabeza, el oso rojo y el águila de las barras y las estrellas dieron rienda suelta a la "carrera espacial". El 12 de abril de 1961 el teniente de la Fuerza Aérea de la URSS, Yuri Alexéyevich Gagarin, realizó en la nave Vostok el primer vuelo tripulado al espacio en la historia, "¡Ojalá vuele y regrese vivo!", dijo el ingeniero general Serguéi Koroliov después del despegue del cohete portador. Gagarin regresó tras pasar 108 minutos históricos en el espacio, al ver por primera vez la tierra desde 300 kilómetros de altura exclamó: "¡Qué hermoso!". Y luego con voz neutra continuó leyendo las indicaciones de los equipos. La primera pieza estaba en juego y el tablero daba ganadores a los rusos, por eso los americanos redoblaron la apuesta en una hazaña que sigue siendo un misterio hasta hoy. Corría 1969 y los estadounidenses Neil Armstrong, E.E. Aldrin y M. Collins llegaban a la Luna. Ahora la NASA vence a los rusos en la carrera espacial. El programa Apollo fue lanzado 8 años antes en Abril del ´61, en plena Guerra Fría, por el presidente Kennedy en respuesta a la victoria rusa. El módulo Apollo 11 fue fotografiado y en las filmaciones existentes se ve a los astronautas americanos recorrer parte de la superficie lunar, "debo ser muy cuidadoso al pisar. Cada vez que lo hago siento algo muy suave", describía Armstrong durante el paseo. Cuatro días después los tres viajeros lograron un aterrizaje perfecto en aguas del Océano Pacifico, así finalizaba la misión y desde entonces nunca nadie volvió a pisar nuestro satélite natural.

La tecnología dio un salto hasta el siglo XXI: llevamos nuestra música en pequeños dispositivos, accionamos mecanismos utilizando nuestra voz pero el hombre nunca más alunizó. Pero este detalle no detuvo la curiosidad del ser humano por conocer más de nuestro misterioso espacio, "No tengo ningún talento en especial, solo soy apasionadamente curioso", dijo el físico alemán padre de la teoría de la relatividad. El 12 de este mes fuimos testigos de una nueva proeza: la sonda Rosetta, en honor a la roca o estela egipcia que facilitó la clave para el entendimiento de los jeroglíficos, aterrizó sobre el cometa 67P/Churiúmov-Guerasimenko para liberar a Philae, un módulo que tiene como tarea recolectar información del Sistema Solar y, por qué no, ayudarnos a conocer en detalle el origen de la vida en la Tierra. La sonda de la Agencia Espacial Europea (ESA por sus siglas en inglés) fue lanzada el 2 de marzo de 2004, viajo más de 6.200 millones de kilómetros a una velocidad estimada de 55.000 km/h para llegar a destino. Luego de una compleja maniobra el pesado y costoso equipo, unos 3000kg y 10 millones de euros la inversión, se convirtió en la primera misión no tripulada en aterrizar y transmitir imágenes desde un cuerpo celeste en movimiento. Philae remite a la antigua ciudad egipcia del mismo nombre, en la actualidad sumergida, donde existió un obelisco complementario en el descifrado del texto de la piedra Rosetta; hoy es el modulo que tiene el tamaño de una heladera.

La elección del cometa no fue al azar, los especialistas registraron que 67P no paso muy cerca del Sol desde su creación con lo cual mantiene su composición original, al igual que los planetas bloques que se formaron hace 4000 millones de años, permitiendo a través del experimento de campo saber cuáles fueron las primeras moléculas orgánicas que llegaron a nuestro planeta y se encontraron con condiciones aptas para la vida tal cual la conocemos.

Con el ambicioso proyecto Rosetta en acción la ESA planea su próximo destino: Mercurio. Mientras tanto con una suerte menos mediática la sonda japonesa Hayabusa (halcón peregrino) también hizo hito aterrizando en un asteroide y trayendo a la tierra muestras obtenidas.

Philae rebotó un par de veces antes de caer en un lugar sombreado, muy diferente al que se había escogido, lo que impidió a los paneles solares recibir la luz suficiente para asegurar su funcionamiento prolongado, y en una posición inclinada e inestable, dado que el anclaje no se activó.

Philae entró en un sueño profundo cuando se acabó el suministro de sus baterías internas.

Pese a los contratiempos, los científicos coinciden en que el rebote de la cápsula y el sitio final en el que se posó pueden ser, de hecho, beneficiosos para los resultados de la misión.

La cápsula tomó muestras en varios sitios durante el rebote, lo que permitirá estudiar variaciones en las propiedades y composición del cometa y en diferentes tipos de terreno. Inicialmente cayó en la superficie plana y polvorienta que había sido escogida a partir de las imágenes que tomó la sonda Rosetta

Este domingo, 30 de noviembre, la Agencia Japonesa de Exploración Aeroespacial (JAXA) pondrá en órbita la sucesora, Hayabusa 2, con un sistema de navegación autónomo mejorado que la llevara hasta su asteroide asignado donde planea aterrizar en 2018. Aunque ya no existe la URSS lidera junto a Estados Unidos las misiones no tripuladas enviadas al espacio para explorar la órbita solar. Pero en tiempos modernos nuevos actores ganan terreno entre la exploración de las estrellas y el universo como lo demuestran las agencias ESA, JAXA y en 2017 la India se sumará con su creación Aditya.

Albert Einstein falleció en Princeton en 1955 a los 76 años, la Guerra Fría transcurrió entre 1953 y 1962, la exploración espacial la inició la ex URSS con el satélite Sputnik 1, décadas después sería un dibujo animado el que volcaría las barreras de nuestra imaginación con la frese "al infinito y más allá". Visionario nato Einstein nos dejó de legado el enunciado de una ecuación vital: "la lógica te llevará del punto A al B. La imaginación te llevará a cualquier lado".