Región:
Argentina
Categoría:
Gastronomía
Article type:
Opinión

Feria Masticar: la gran fiesta culinaria de Argentina

Región:
Argentina
Categoría:
Gastronomía
Article type:
Opinión
Autor/es:
Por Stefanía Vuono
Fecha de publicación:
Imprimir artículo

El objetivo era promover tanto el valor de nuestra cocina dentro como fuera del país, la buena alimentación, así como el del consumo de productos locales y de estación, generando vínculos con organismos relacionados con la alimentación

De la mano de A.C.E.L.G.A. (asociación de cocineros y empresarios ligados a la gastronomía), se presentó en El Dorrego: el Mercado, con gran cantidad de productos regionales; Puestos de Comida de reconocidos restaurantes atendidos por sus propios y reconocidos chefs; Clases y Charlas gratuitas dictadas por cocineros de renombre y túneles de vino y cerveza donde las bodegas se lucieron ofreciendo sus mejores productos.

El objetivo era promover tanto el valor de nuestra cocina dentro como fuera del país, la buena alimentación, así como el del consumo de productos locales y de estación, generando vínculos con organismos relacionados con la alimentación.

La convocatoria fue un éxito, cientos de personas llegaron para disfrutar de la mejor gastronomía del país reunida en un solo lugar. Todos con platito en mano, no dejaron de probar lo que los chefs ofrecían en cada uno de sus puestos. A pesar de tener que hacer fila tanto para el ingreso como para consumir o comprar dentro de Masticar, lo cual llegado un punto era bastante cansador, la gente no dejó de ir, sino que todo lo contrario, se notaba la alegría de compartir el mismo sentimiento y pasión por la cocina.

La feria contó con dos auditorios “Auditorio Doña Petrona” (en la cual se dictaban las clases) y “Auditorio Gato Dumas”, (en donde se llevaron a cabo las charlas), donde durante los 4 días se ofrecieron 46 charlas y clases gratuitas en total dictadas por nutricionistas de Estaciones Saludables del Gobierno de la Ciudad y cocineros de A.C.E.L.G.A.

La entrada tenía un valor de $50, y para poder consumir dentro de la feria era necesario comprar los “billetes masticar”, ya que era la única forma de pago dentro de la misma. En cada puesto de comida el precio máximo que podía llegar a tener un plato era de $60, lo cual lo hacía bastante accesible, aunque es bueno aclarar que no todos los platos eran tan abundantes; eso sí, todos riquísimos y con una excelente calidad.

Para aquellos que les gusta disfrutar de unos buenos tragos, Masticar contaba con 5 barras de bebidas donde algunas ofrecían el famoso “happy hour”. Con lo que respecta al mercado de productos, éste era muy variado, de distintas regiones de nuestro país, acercándonos a productos que quizás no todos conocíamos, entre ellos se podía conseguir: aceites, carnes, frutas, verduras, quesos, fiambres ahumados, panadería y productos de almacén.

Sin dudas fue la gran fiesta culinaria argentina, y estamos ansiosos esperando el año que viene para poder seguir ¡masticando!