Región:
Argentina
Categoría:
Deportes
Article type:
Opinión

El tramposo reconocimiento de Pitana

Región:
Argentina
Categoría:
Deportes
Article type:
Opinión
Autor/es:
Por
Fecha de publicación:
Imprimir artículo

Néstor Pitana, el árbitro mundialista, no estuvo a la altura del Superclásico Boca 1 - River 2

Está bien, acepto de antemano que ya no tiene sentido protestar porque el resultado es cosa juzgada. Pero la intención de este comentario va mucho más allá de un resultado, lo que pretendo es desenmascarar a un tramposo que miente con su actitud de "supuesto reconocedor de sus errores". Porque ocultar una parte de la verdad, también es mentir. Y lo de Pitana es TRAMPOSO. En su twit expresa que después de ver reiteradamente las imágenes televisivas hubo DOS errores, refiriréndose a la posición adelantada en el primer gol, y al saque de meta convertido por error arbitral en un tiro de esquina que significó la victoria de River. Pero más allá de que esas dos jugadas fueron determinantes, queda claro que eran muy “finitas” y no simples de advertir en el momento. Y Pitana, al decir que llegó a esa conclusión luego de ver reiteradamente las imágenes televisivas, está intentando convencer a la gente de que era prácticamente imposible para el ojo humano determinar lo que sí determinan las cámaras de televisión. Con el agregado de que en el primer gol el error sería de uno de sus árbitros asistentes. Pero él asume esos dos errores. Y aquí está la TRAMPA de Pitana, porque reduce sus equivocaciones a esas dos jugadas, muy “finitas”. Al decir DOS ERRORES, Pitana está descartando el resto del partido, y nada dice del gigantesco penal que Álvarez Balanta le cometió a Gago, y que no requería de imágenes televisivas ni reiteraciones para advertir algo que era imposible no ver. Y tampoco alude Pitana al groserísimo error que cometió al cobrarle falta en ataque a Erbes cuando quedaba cara a cara con Barovero. Pero no, Pitana, sagazmente, limita su responsabilidad a dos errores (amparándose en que sólo era posible advertir lo que pasó viendo posteriormente las imágenes), y hábilmente hace que no se hable de sus errores más terribles. O sea, un twit TRAMPOSO de Pitana.